Como calcular la inversión correcta para tus redes sociales

May 10, 2018

A todos nos ha pasado, imaginamos lo que lograríamos con nuestra cuenta si tuviéramos el presupuesto adecuado, si nos dieran una cantidad sustanciosa para utilizarlo en nuestra publicidad en Facebook. Pero luego, cuando ese sueño lejano por fin se cumple, cuando hacemos ojos de perrito y nos conceden una cifra para nuestra campaña digital, caemos en ese gran limbo: ¿Por dónde empiezo? ¿De cuánto debe ser la inversión en la fanpage? ¿QUÉ HAGO?

 

Primero debemos tener bien claro cuál va a ser el objetivo de nuestra campaña, puede que estés pensando en abarcar hasta cuatro estrategias con distintos objetivos y quieres que cada una arroje los resultados esperados. Este es uno de los primero errores que se suelen cometer. Nos emocionamos como niños en navidad, pero para lograr el éxito de nuestra estrategia debemos seleccionarla con cuidado.

Para este artículo tomaremos de ejemplo las campañas enfocadas en ventas, es lo que regularmente nos piden. Cuando lo que buscamos es que más personas compren nuestro producto o servicio Facebook muy amablemente nos ofrece dos tipos de objetivo según la etapa en que se encuentre nuestro prospecto. La etapa de consideración es aquella en la que nos conectamos con quien ya está dispuesto en hacer una compra y solo está validando qué opción le conviene más. Aquí nosotros podemos poner a su alcance anuncios que los inviten a visitar a nuestro sitio web, un video que les muestre nuestro producto y sus bondades o un formulario para que nos dejen sus datos y comunicarnos con ellos para platicar sobre nuestro servicio.

Este tipo de anuncios resulta muy económico, Facebook es una red social muy noble que se ajusta a costos y formas que van desde pequeños presupuestos hasta anuncios de miles de pesos. Para utilizar este tipo de objetivo tengamos presente el tiempo que durará nuestra estrategia corriendo, la recomendación es mínimo un mes para notar resultados y hasta 3 meses para poder tener un caso sustancioso el cual podamos evaluar después. Durante ese mes tendremos distintas publicaciones a las cuales debemos asignar inversión, podemos hacer una división del dinero tomando en cuenta el público al que queremos llegar, mientras más grande la población a la que nos dirigimos es mejor destinarle una buena cantidad para no diluir el presupuesto.

Si ya tenemos seleccionados cuántos videos vamos a tener, o cuántos anuncios vamos a mandar diseñar para promocionarnos, podemos distribuir en porcentajes para que cada pieza tenga una buena cantidad. Tal vez para los videos podemos destinar el 80% y el 20% que vaya para el resto de los anuncios. Puede que tengamos solo imágenes pero que haya algunas que lleven mensajes más poderosos que otras, y a esas en específico podemos dejarles el 70% e invertir el 30% en el resto.

 

En realidad nosotros podemos armar una estrategia de inversión pero siempre tengamos en cuenta de que si no está dando los resultados que buscamos, se puede ajustar, no debemos tener miedo a utilizar inversión, pero sí tenemos que estar monitoreándola puntualmente. En estas campañas nuestros leads pueden costar desde 20 centavos hasta 41 pesos, sin embargo lo que buscamos es tener buenos resultados con el menor número de inversión.

 

 Y esto puede variar dependiendo de qué tan específico es el producto que estamos ofreciendo y a qué tipo de gente queremos llegar. No es lo mismo vender sándwiches para una ciudad de casi 2 millones de habitantes que vender una cirugía para mujeres de 35 años en adelante y con cierto poder adquisitivo.  

La etapa de conversión también se encuentra dentro de los objetivos de Facebook. La finalidad es aún mucho más concreta, queremos que las personas visiten nuestra web page o app para realizar una compra. Para este tipo de anuncios vamos a gastar según nuestro grado de conversión, por lo tanto, debemos asegurarnos de que no haya falla alguna en nuestra plataforma destino y de que sea lo suficientemente atractiva y amigable de utilizar para garantizar que el prospecto no pierda el interés en nosotros. Es posible que en el camino debamos hacer algún cambio o ajuste a las páginas, lo cual es completamente normal. Las redes sociales cambian diariamente, al igual que sus usuarios.

Al generar nuestro anuncio en el administrador, nosotros recomendamos generar un bid manual, este dato es si queremos gastar por el número de apariciones de nuestro anuncio o por el número de clicks que consigamos y cuánto estamos dispuestos a pagar por un lead.

Muchas veces sentimos cierto temor a hacer la inversión y a errar en nuestros cálculos, por eso es importante recordar que a nuestras campañas podemos ponerles una cantidad límite de gasto, si no nos sentimos seguros con el primer escenario económico y sus resultados, probémoslo por unos días y asignémosle una cantidad, así tendremos la certeza de que no lo hemos desperdiciado todo, si funciona lo podemos repetir, si no funciona lo podemos cambiar. 

Gracias a las redes sociales podemos crear, medir, cambiar y potenciar nuestros anuncios. Para que funcione debemos tener siempre bien claro qué queremos y en cuánto tiempo. Establecer esos dos datos nos ayudará a tener metas que de verdad podamos alcanzar y no perder la cabeza en el intento. Facebook nos ayuda, es más organizado de lo que nosotros podamos ser y aún mucho más meticuloso. ¡Haz el intento con tu campaña! Y si te quedas con alguna duda o si aún no te sientes seguro de tu estrategia déjanos tus datos para contactarte. Hagamos equipo ;)